lunes, 13 de mayo de 2019

La región espera que Cortizo sea un líder conciliador

José Gabriel Carrizo, vicepresidente electo, prometió que Panamá retomará el papel neutral y de consenso en temas internacionales,

Las finanzas públicas y la reactivación de la economía son dos prioridades del nuevo gobierno de Laurentino Cortizo.

Desde hace dos años, el colectivo al cual representa el presidente electo, Partido Revolucionario Democrático, ha realizado mesas de trabajo en distintos temas. En el económico, han participado diversas figuras conocedoras, entre ellos los economistas Héctor Alexander y Ricaurte ‘Catín’ Vásquez, antes de que este último fuera nombrado Administrador del Canal de Panamá.

En una visita de cortesía al diario La Estrella de Panamá, el vicepresidente electo José Gabriel Carrizo informó que aunque esa mesa ha observado una desaceleración económica, concluyó que el problema no es la plata, sino la voluntad administrativa, el propósito. “No es solamente la plata, sino todos los activos que como país pudiéramos ofrecer que generarían mucha inversión pero que por malas prácticas políticas hemos dejado de aprovechar”, manifestó.

Extraoficialmente el equipo entrante conoce el estado de las finanzas públicas, no obstante, Carrizo adelantó que “se propondrá al presidente Juan Carlos Varela que la mesa que ha trabajado en el tema pueda instalarse desde el primer día del periodo de transición en el Ministerio de Economía y Finanzas para poder tener los números reales”, indicó Carrizo.

Durante la campaña política, el equipo de la futura administración gubernamental prometió como una de sus primeras acciones, para dinamizar la economía, pagar las deudas a los proveedores del Estado.

Con esta medida confían en que la cancelación de la deuda contendrá la falta de circulante que mantiene desacelerada la economía.

Carrizo mencionó que a través de la creación de un instituto de planificación para el desarrollo, se podrá priorizar los proyectos, alinear los fondos del país para evitar que se empleen en actividades que no rinden fruto económico al Estado.

Carrizo es de la idea que la plata está mal utilizada. Se refirió al crecimiento de la deuda pública que se ha triplicado en los últimos 10 años. Pero se mostró confiado en que su equipo está preparado para sanear las finanzas públicas y manejarlas de manera transparente.

“La digitalización del proceso, me la abrogo como parte de una generación a la que nos gusta la tecnología, el panameño va a tener acceso a las cuentas del Estado de manera transparente, eso no puede esperar más”, señaló.

El vicepresidente electo José Gabriel Carrizo se ha tomado muy en serio el papel de coordinador que ejerció durante la reciente campaña política electoral. Con esa experiencia acumulada, a sus 35 años de edad, asegura estar preparado para el nuevo reto que enfrenta como ser humano y como parte del personal de confianza del presidente Laurentino Cortizo.

Vestido de saco azul rey, camisa blanca, pantalón azul marino y calcetines rojos marca Polo, el vicepresidente electo José Gabriel Carrizo es el motor joven de la fórmula de un hombre con juventud acumulada de 66 años, como Laurentino Cortizo.

Es cauteloso para no hablar más de la cuenta, especialmente en lo referente a su próxima asignación en el Gabinete, hasta que el presidente revele en qué ministerio ejercerá esa capacidad de organización, coordinación y lineamiento hacia un solo sentido, sin distracciones pueriles.

REFORMAS CONSTITUCIONALES
El tema de las reformas constitucionales pondrá a prueba la capacidad del presidente entrante para conciliar fuerzas, especialmente cuando los consensos forman parte esencial de sus discursos.

La estrategia de Carrizo es dialogar con los grupos que adversan una aprobación de las reformas a la Constitución a través de dos Asambleas. “Vamos a llamar a un amplio consenso y diálogo para entender dónde están las deficiencias institucionales y creo que vamos a coincidir en que las deficiencias recaen en los tres poderes del Estado y las instituciones de control. Lo que no podemos permitir es poner en riesgo conquistas sociales que hemos hecho, en esto me refiero al capítulo del Canal de Panamá”, indicó seguro de sí msmo.

A continuación advirtió que abrir a una constituyente, significaría poner en riesgo ese título del Canal. En este caso -remató- el pueblo panameño decidió mayoritariamente apoyar la forma en que el presidente electo dijo que iba a reformar la Constitución, que es a través de dos Asambleas.

“Es permisible, en democracia, la burla del pueblo a los gobernantes. Lo que es inadmisible es que los gobernantes se burlen del pueblo. Eso es divorciándose del pueblo”, reiteró durante la entrevista.

Hay asuntos que atender paralelos a estas reformas. Para Carrizo no se puede descuidar el hecho llevar agua donde no la hay, o acabar con la desigualdad, temas que a su juicio no se resuelven cambiando la Constitución, pero que también tienen prioridad en la agenda gubernamental.

TRANSPARENCIA
El gobierno entrante promete terminar con licitaciones a la medida, con la coima y el favoritismo, además de otras formas de corrupción.

Como una de las estrategias para lograr lo anterior, Carrizo plantea no divorciarse del pueblo. Organizar cabildos abiertos en contacto con los representantes de Corregimientos; efectuar gabinetes en distintas zonas para conocer las necesidades de las comunidades; incluir en la junta técnica a los diputados de la Asamblea con los gobernadores y directores de las instituciones; una descentralización que tenga el peso de resolver los problemas de la gente pero con una fiscalización adecuada. Por eso la digitalización de los procesos será un factor esencial en la rendición de cuentas y el cumplimiento de requisitos, además que se pueda visualizar el avance de las obras en los tiempos que se ha concedido a los contratistas.

DERECHA O IZQUIERDA
La ideología de centro izquierda que ha caracterizado al PRD, ha generado inquietud en el extranjero sobre cuál será la política externa que adoptará el país con respecto a Venezuela.

Carrizo habló de Cortizo como un lider conciliador en la región Centroamericana. “Nito es una persona pragmática y de consensos que se deja orientar. Panamá debe mantenerse en la neutralidad que lo ha caracterizado como un gran componedor”, manifestó Carrizo.

Añadió que la región espera del presidente de Panamá que se convierta en un líder centroamericano. “El presidente electo debe elevarse a esa figura conciliadora que esperan estos países hermanos centroamericanos para ver cómo se ayuda a solucionar los conflictos, no por los mandatarios, sino por la gente”, acotó Carrizo.

El gobierno entrante respetará ser parte del Grupo De Lima, reconocerá al líder opositor Juan Guaidó, compromisos suscritos por el presidente Juan Carlos Varela que Cortizo respetará. Pero Carrizo habla de una política de Estado con nostalgia a la que Panamá una vez vivió como nación componedora, neutral ante conflictos álgidos, presta a la solución de crisis, hacia eso apunta el gobierno de Cortizo.

“Vamos a regresar a esa política de Estado que nos caracterizó, no va a ser el consejo de un amigo lo que va a decidir algo tan importante como es la política exterior del país. Tendremos una estrategia enfocada en los intereses nacionales”, exclamó el futuro vicepresidente.

MAFIAS
El vicepresidente electo lanzó un mensaje muy claro a los oligopolios que rigen algunos mercados: Vamos a romper la mafia, el ministro que designe el presidente (en el ministerio de Comercio), será una persona que tenga carácter. Lo primero es hablar las cosas de frente y no a sus espaldas, con transparencia, dijo. Señaló que las mafias tienen que romperse por el bien del país, y que no se trata de una u otra empresa, sino que la visión empresarial debe ser holística y no de forma individual.

“Lo que nosotros no vamos a hacer, es hacer sentir a alguien que no sirve, o que no forma parte de esto. Se han tomado decisiones de manera inconsulta por el simple hecho de tener intenciones de venganza”, enfatizó el político.

El joven político tal vez jamás imaginó que a los 35 años sería el segundo al mando más importante de Panamá, el de menor edad en la historia republicana, pero sí se imaginó como una parte activa para contribuir a mejorar la vida de las personas.

Finalmente, ¿cuál fue el mensaje que llegó a su celular la noche en que ‘Nito’ recibió la llamada del magistrado del Tribunal Electoral, que ante la atenta mirada de su esposa, Carrizo cambió la cara y ocultó la pantalla?

Así responde a la incógnita: Yo tenía 3 teléfonos, uno que nos proporcionó el Tribunal Electoral, otro que usábamos Nito y yo en la campaña, y uno más que es el personal. Entonces el magistrado llamó a Nito y la llamada no le entró y a mi celular estaba llamando un número privado. Paralelamente a eso, cuando Nito logra hablar con los magistrados, el teléfono mío empezó a recibir felicitaciones de más miles de personas y eso fue una entrada de muchos mensajes al mismo tiempo y yo lo vi que estaba pitando y lo que hice fue voltearlo para que no hubiera distracción cuando el presidente estaba hablando. Eso llamó más la atención que otra cosa. Yo creo que lo que se ha hecho (con respecto a las mofas en redes) es parte de la democracia. Sino te gusta el calor del horno no entres a la cocina, pero nada de esto nos va a distraer de nuestro verdadero propósito.

No hay comentarios:

Publicar un comentario