jueves, 23 de mayo de 2013

El mágico caso de Financial Pacific

El de Financial Pacific es un caso muy particular. Cualquiera puede hacer una tesis de maestría de derecho, bursátil, administrativa o financiera del mismo; una casa de bolsa descapitalizada por un supuesto desfalco o desvío de fondos millonario; la detención de la oficial de operaciones de la casa de bolsa; un sub director de Análisis Financiero de la Superintendencia de Valores desaparecido (y aún sin aparecer); un amparo de garantías en manos del presidente de la Corte Suprema de Justicia interpuesto por los abogados de la casa de bolsa que tiene más de 6 meses sin resolver; el archivo provisional de una demanda interpuesta por los directivos de Financial Pacific contra el superintendente del Mercado de Valores Alejandro Abood; posteriormente la venta de las acciones de Financial Pacific a una empresa brasileña, y la cereza del pastel, la reactivación financiera de Financial Pacific como consecuencia de la decisión que desestima la suspensión de la licencia de casa de valores de esta empresa..

Lo único que haría falta es que el presidente de la Corte desestime el caso por sustracción de materia u otra justificación, y aquí si podríamos decir: “Aquí no ha pasado nada, y cada quien para su casa”.

La Superintendencia del Mercado de Valores (SMV) devolvió la licencia a FP después de aprobar la compra de la totalidad de las acciones, es decir 12 millones y pico de dólares, por el grupo Mendo Sampaio, S.A., una empresa brasileña que tapó el faltante monetario que originó todo este episodio judicial y administrativo.

Pero que su connotación es mucho más que eso; a esta capitalización se conectaron hechos interesantes; la misma Procuradora de la Nación ordenó el archivo provisional de la querella interpuesta en enero por los directivos de la FP contra Alejandro Abood, superintendente de Mercado de Valores.  Cualquiera pensaría - por impresión más que todo - que mágicamente todo parece arreglarse; dejaron de corretear a Abood, levantaron la licencia a la casa de valores; y como dije antes, solo hace falta que se desestime el caso por alguna cosa como sustracción de materia o algo parecido.

¿Resultados? La administración en FP cambió, supuestamente las cuentas están en orden, se repuso el faltante, y la Superintendencia nuevamente, como ente regulador de valores,  supervisa las actividades de FP.

Roberto Brenes, presidente de la Bolsa de Valores de Panamá, no le ha dado permiso de participar en la Bolsa; sin embargo, reconoce que FP no es una empresa de gran movimiento en esta institución, en el último año el volumen de operación de FP fue de un poco más de un millón de dólares.

Si bien se llegó a un arreglo administrativo, hay un muy mal sabor de boca, dijo Brenes.  El problema son las acciones judiciales que debían haberse ejecutado especialmente, y que se debió investigar a fondo el involucramiento de los socios de la casa de valores en cuanto a la supuesta falsedad de información.  Hecho que la fiscalía desestimó al alegar que se había presentado tarde, “¿Cuándo es tarde para eso?”, se pregunta Brenes.

"La gente que había invertido su dinero en teoría deben contar con su dinero en las cuentas, los accionistas pusieron el capital, delito sí hubo; el hecho de que se haya recuperado el dinero no indica lo contrario, la conducta delictiva existe" afirmó Brenes.

Se trata de una investigación penal, por tanto, de no haber un desistimiento de la demanda la fiscalía debe seguir investigando.  Otra opción puede ser que se recomiende un sobreseimiento del caso por parte de la fiscalía.  Sin embargo, ya se ha hecho el llamado a juicio por este caso contra once de los 13 acusados por delitos financieros.

El licenciado Juan Manuel Martans, Secretario General de la Superintendencia del Mercado de  Valores justificó la acción efectuada por esta entidad: "Nosotros levantamos la suspensión a Financial Pacific, informamos a la Bolsa y demás bancos que se realizó esta acción".

Afirmó el funcionario que la investigación de los tribunales se trata de un tema penal por la posible consumación de un delito,  y que la SMV se centró en la parte administrativa.  "Con respecto a la esfera administrativa se sancionó a quienes infringen la escena de valores, en el caso de Financial Pacific hubo acciones que se cometieron hace un tiempo atrás que implican infringir el ordenamiento legal, éstas siguen su curso" afirmó Martans.  Seguidamente agregó  que ellos están en condiciones de actuar de forma administrativa puesto que se repuso el valor del faltante, "12 millones y algo repuesto en su totalidad a principios de año y hasta ahora se levantó la suspensión" acotó.

Al ser preguntado sobre la desaparición de su compañero, Martans afirmo que sigue desaparecido, añadiendo que "no se ha probado una causa entre su desaparición y el caso Financial".

Antecedentes
El 16 de octubre 2012 la Superintendencia del Mercado de Valores ordenó la reorganización de la casa de valores Financial Pacific (FP) por un periodo de 30 días prorrogable. Se nombró como reorganizadora a la abogada Maruquel Pabón, ex comisionada de la Comisión Nacional de Valores.

Tres días después de esta acción, a través de un abogado, los directivos de FP interpusieron ante la Corte Suprema de Justicia un amparo de garantías constitucionales contra la Resolución de la Superintendencia que ordenó esta medida. El amparo fue admitido el 8 de noviembre; con la admisión vino de la mano la orden de suspender el proceso de reorganización, con lo cual la conducción de la empresa regresó a manos de los directivos Iván Clare y West Valdés.

Desde hace más de cuatro meses, el Magistrado Presidente de la Corte Suprema de Justicia, Alejandro Moncada Luna, tiene el expediente para decidir sobre el fondo del asunto, pero no lo ha hecho, situación que ha causado mucha inquietud en la comunidad bancaria, bursátil y financiera del país e incluso en el exterior.  El mensaje parece ser que la Superintendencia del mercado de Valores no posee los suficientes poderes administrativos - como por ejemplo los que tiene la Comisión Nacional de Valores de los Estados Unidos -  para hacer cumplir las leyes sobre valores, y de la injerencia de la Corte Suprema en asuntos administrativos que deberían ser puestos en manos de las entidades reguladoras y supervisoras especializadas tal como lo es la Superintendencia de Mercado de Valores.

Para finalizar, debemos recordar que después de iniciar las investigaciones, la Fiscalía Decimotercera ordenó la detención de Mayte Pellegrini, ex oficial de operaciones de Financial Pacific, quien fuera  imputada por el delito contra el orden económico en perjuicio de esta casa de valores. Ella es la única funcionaria privada de libertad en este enmarañado caso. ¿Debería ser la única?

No hay comentarios:

Publicar un comentario