miércoles, 13 de marzo de 2013

¿Quién es Mario Bergoglio?

[Jorge Mario Bergoglio. Cortesía Tena, Wikimedia Commons]


Los católicos latinoamericanos se encuentran más regocijados que nunca. En esta zona del mundo se concentra la mayor cantidad de fieles católicos y ahora se sienten mas identificados que nunca por la escogencia de un argentino en le máximo puesto del catolicismo.

De padres italianos, Bergoglio nació en Buenos Aires Argentina el 17 de diciembre de 1936, hijo de un matrimonio de italiano. Ingresó en el seminario del barrio Vila Devoto como novicio de la orden jesuita. En 1969 fue ordenado sacerdote, tiempo en que hizo una larga carrera dentro de la orden de la cual llegó a ser provincial por 6 años (1973-79). Posteriormente fue consagrado obispo de Buenos Aires en 1998. Fue Juan Pablo II quien lo creó cardenal resultando así el superior jerárquico de la Iglesia católica argentina.

Jorge Mario Bergoglio, ahora Papa Francisco I, primer Papa no europeo, es un pastor que tiene la costumbre de levantarse muy temprano, a las 4.30 am, para rezar y leer los periódicos, también suele responder cartas a quienes le escriben con su puño y letra.

En una entrevista otorgada al diario argentino La Nación momentos en que sonaba su nombre en el cónclave donde salió electo Benedicto XVI, retrata al hoy Papa como un misionero, intuitivo, lector de Dostoievski, Borges y otros clásicos. Es enemigo de “toda estridencia y ostentación, y ha hecho de la prudencia y el firma apego al bajo perfil su estilo de vida y sello de identidad” dice el reporte del diario.

Posturas de Bergoglio
Es un hombre de gran fidelidad a la iglesia con posturas claras en el ámbito evangelizador, inclinado a las masas necesitadas. De hecho el nombre Francisco I proviene de su convicción de que la fe de los humildes es la que esta viva dentro de la iglesia, además San Francisco Javier fue un evangelizador que cruzó varias veces America latina con la cruz en la mano. Lo definen como un hombre de gobierno, pastor, muy cercano, con buena memoria dice monseñor Enrique Guía, Obispo de Buenos Aires.

Bergoglio se enfrentó al gobierno argentino con le proyecto de ley de matrimonio del mismo sexo, hizo pública una nota en la que calificaba la acción como una “guerra de Dios”, “como una movida del diablo” la disposición que contemplaba que los homosexuales pudieran casarse y adoptar hijos.

Bergoglio asume su Pontificado en momentos en que la Iglesia atraviesa por uno de los peores momentos de escándalos en gran parte por los famosos vatileaks, y en que se requería una imagen renovada para la institución de mas de mil millones de seguidores. Es muy probable que la modernidad no sea parte del papado de Francisco I, un hombre de ideas conservadoras, que se caracteriza por decir la verdad. Quedará en el tiempo esperar haber si con esta convicción se deciden abrir a la opinión pública los documentos secretos que emanaron de la habitación de Ratzinger, antes de renunciar. Esta, la decisión de revelar esta información entre otras importantes, tuvo que haber sido parte de la decisión que le dio a Bergoglio los 77 votos para convertirse en el nuevo Papa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario