lunes, 7 de junio de 2010

Una simple multiplicación. Las incautaciones de droga vs la producción


Un informe reciente de las Fuerzas Armadas de Colombia, da cuenta del hallazgo de un cristalizadero para el procesamiento de clorhidrato de cocaína en el sector de “Ordoñez” “compuesto por trece estructuras de madera y en el cual narcoterroristas de las FARC producían aproximadamente dos toneladas de cocaína al mes”.

Resalto estos datos, porque en el tema de tráfico de cocaína las contradicciones numéricas llaman la atención, especialmente si consideramos que estas diferencias representan jugosísimas sumas económicas cuando la droga entra en su última fase; la venta.

La oficina contra las Drogas y el Delito de la ONU, estima que Colombia produce al año 430 toneladas de cocaína que se distribuyen en el mercado norteamericano y europeo.

Es decir, un promedio de 35 toneladas al mes.  Cifras que  evidencian una gran discordancia. El recién hallado, producía el 6% de la cantidad que estima la oficina de la ONU.  El año pasado las autoridades colombianas informaron que encontraron 285 cristalizaderos…

¿A cuánto asciende la producción del resto de los cristalizaderos que  permanece en la clandestinidad? ¿Porqué en un tema tan sensitivo prevalecen diferencias tan abismales? ¿Estamos cerca, si quiera,  de conocer la cantidad de droga que entra al principal mercado consumidor?

En  el país norteño un kilo de coca oscila en 30 mil dólares.  Supongamos que el recién ubicado cristalizadero de “Ordoñez” logró coronar 24 toneladas el año pasado. Multiplique, contará muchos ceros a la derecha, (720 millones de dólares).  ¿Tiene usted idea de la cantidad de dinero que corre por las calles de esta nación, producto de la venta de droga, del cual aún no nos han dado cuenta las autoridades?
Inimaginable, ¿verdad?  Una legítima inquietud: ¿a cuánto asciende la producción total de cocaína en el mundo, y financieramente, de cuánto hablamos? ¿Quién saca provecho de estos dineros, cual es su destino en las economías que sostienen?

No hay comentarios:

Publicar un comentario