lunes, 20 de mayo de 2013

Es muy temprano para cantar victoria

Al acercarse las  elecciones del 2014 el fervor político se agita, es lógico. Cada candidato arma su estrategia para llegar al poder. El ruedo parece definirse, el electorado aún no.

Me he enterado que hay un candidato al que sus copartidarios ya lo llaman presidente, incluso ya reparte los futuros puestos, considera fichas claves para cargos sensitivos. Puedo interpretar de esta acción de que puede estar preparando su gabinete, la gente de confianza que le acompañará en esta nueva era política que pretende conquistar.

Pero también veo riesgo en esta confianza del triunfo.  El escenario no está definido.  Un punto vital será el dinero.  Los que saben, calculan que se gastarán casi 100 millones de dólares en propaganda mediática que abarcará todos los espectros.

La proyección de algunos entendidos es que puede surgir una polarización en la preferencia del electorado que se dividirá entre el CD y el PRD.

Otros en cambio, le dan mas porcentaje a Varela, quien afinca sus esperanzas en el desgaste de la actual administración y la seducción de los independientes o indecisos.

Hay factores primordiales que deben tomarse en cuenta; José D. Arias acaba de entrar al ruedo.  Tal vez un campesino no tenga idea de quien se trata, le aventajan sus contrincantes que han hecho mella en la mente del pueblo; lo han recorrido, son mas familiares sus caras y sus nombres.

Escenario muy distinto al que rodea al candidato oficialista que lleva además sobre sus hombros la figura de un presidente centralista, protagonista y que por su personalidad pueda opacar la figura de su candidato.

Si debe o no acompañar Martinelli a Arias en su gira es una pregunta que varía en las respuestas; Moscoso considera que fue un error caminar alado de José Miguel cuando lo lanzó para la presidencia.  Pero en cambio Papadimitriu ve con buenos ojos que Arias se contagie de los logros de la administración Martinelli.  El metro entre los mas deslumbrantes.  A propósito, Leonel Fernández, ex presidente de República Dominicana confiesa que el haber logrado un metro en su país le dio el pase a la reelección.  Pero aquí no hablamos de eso, sino de continuismo del "cambio" pero con una figura novata.

La tiene difícil Arias, especialmente para recortar el trecho que le llevan sus contrincantes, se salva que las mentes detrás de él tienen esto contemplado, alguna estrategia ejecutarán para aminorar la diferencia que le separa del resto.

Pero aún, nada esta escrito, a un año del 2014, todo puede cambiar.

1 comentario:

  1. Una estrategia a seguir es empezar a ofrecer puestos y posiciones condicionadoal aporte económico para la contienda. Esta campaña va a ser muy costosa y yo veo hasta natural el esfuerzo de repartir puestos entre mas temprano mejor pues empieza entrar dinero comprometedor. Los intereses creados y sus bastiones de defensa se van definiendo y es sorprendente como un solo interesado aporta dineroi a los tres candidatos para salvaguardar y proteger sus intereses. Tuve experiencias de este tipo por dueño de una Empresa que yo gerenciaba en los 60...Hice la pregunta y lo anterior expuesto fue la respuesta de mi jefe. Panamá se mantiene en la misma línea del pasado que el Gobierno Militar destruyó y ahora se volvieron a unir los oligarcas y algo de esto se les pegó a los que se supone debían mantenerse en la Línea del General Torrijos. Hemos hecho un cambio sí, pero un cambio de retroseso al lograr la rancia oligarquía el poder nuevamente. Los políticos están en una Sociedad que tiene ya sus costumbres. La carga emocional está afectando racionalidad de Gobernantes de turno.

    ResponderEliminar