miércoles, 9 de mayo de 2018

Espino niega que pidió coima a nombre de Ford

El intermediario que señala la empresa Ingeniería R.E.C. quien supuestamente solicitó coimas a nombre del exviceministro de Vivienda, Jaime Ford, niega que haya hablado de porcentajes con la empresa

¿Quién recibió la coima del contrato del proyecto Residencial Nueva Providencia, en Colón, licitado en 2011 por el Ministerio de Vivienda por un valor de $28,775,000?

La delación efectuada por el ejecutivo que se ganó el contrato, Carlos Di Bello, estipula que Jorge Espino -un empresario y amigo del entonces viceministro de Vivienda Jaime Ford- “fue la persona que le comunicó la necesidad de realizar pagos a los jefes, en este caso refiriéndose a Jaime Ford, para tener el apoyo y librar los obstáculos en la ejecución de la obra”.

No obstante, Espino afirma que él jamás dijo tal cosa a Di Bello. “Yo nunca le hablé a él de ningún porcentaje, pero sí lo pagaron por medio de Blue Apple”, manifestó Espino a La Estrella de Panamá.

Blue Apple es el nombre de la sociedad anónima creada por miembros del gobierno pasado para “disfrazar o blanquear dineros, supuestamente obtenidos de coimas o sobornos recibidos por la concesión de proyectos de construcción a nivel nacional, para la cual se utilizaron cuentas bancarias o de inversión a nombre de dicha sociedad.

Espino narra que en una ocasión, mientras se encontraba en el Mivi arreglando unos asuntos pendientes de un contrato personal, se enteró- sin brindar mayor explicación- que le iban a quitar el contrato a Ingeniería R.E.C. (encargada de la construcción del complejo de viviendas en Colón). A continuación le dijo a Ford que conocía a Di Bello y que en buena fe le podía llamar para informarle que tenía que apersonarse al Mivi para arreglar su asunto.

“Realmente me ha causado un grave problema (todo esto). Yo tendré que encararme con Di Bello en la Fiscalía. En mi declaración fui claro, dije que yo le había hecho la llamada a Di Bello, pero si se pagó coima por el contrato habrá sido porque lo habrán presionado”. ¿Quién? Espino no lo sabe. Lo que sí admite es haber llevado a Di Bello de la mano a Factor Global (compañía que se dedica a la compra con descuento de facturas emitidas por terceros) para canalizar los supuestos pagos.

Jaime Ford niega haber recibido coima por este contrato y denuncia una persecución sistemática del actual gobierno para encausarlo en cualquier caso de manera forzada.

“El contrato de Nueva Providencia en Colón, lo gestiona, lo licita y lo adjudica Carlos Duboy, entonces ministro del Mivi. En la comisión evaluadora habían tres personas, una de ellas Mario Pérez, alto dirigente del partido Panameñista y actual dirigente de Pandeportes. Quien hace el pliego es Manuel Soriano, actual director de Conades, eso demuestra que el contrato no lo controlé yo, si hubo un mal manejo yo no lo hice”, se defiende Ford.

Afirma que no conoce a Di Bello, aunque admite que mantiene amistad con Espino desde hace más de 10 años, una relación social, explica.

Eduardo Di Bello, abogado del empresario de Ingeniería R.E.C. señaló a La Estrella de Panamá que su cliente nunca tuvo contacto con Jaime Ford, sino que fue Jorge Espino quien lo visitó en la oficina y le dijo que iba en representación del viceministro, pero a él, a Di Bello, no le consta eso. ”Como abogado fui cuidadoso en eso en el sentido de que tenía que decir bien como fueron las cosas”, indicó el abogado.

Mi cliente, Carlos Di Bello, no culpa directamente a Jaime Ford, lo que señaló es que Jorge Espino decía que Ford lo presionaba a él por el tema de las coimas”, recalca Eduardo Di Bello, defensor del empresario.

Este diario publicó el martes la delación alcanzada entre empresario Carlos Di Bello y la Fiscalía Sexta Anticorrupción en la cual se eximió a a su dueño de cualquier proceso judicial después de haber pagado una multa de $1.3 millones y aportar información en el caso. Entre estos datos se detalla la mediación de Espino.

Sin embargo, las contradicciones que aparecen entre los mencionados deja huérfana la coima que Di Bello reconoció, en total $1.7 millones que pagó en forma escalonada y en diferentes sumas relacionadas a peticiones irregulares vinculadas al contrato.

En la delación premiada, Di Bello admitió que en razón de lo anterior, aceptó entregar al Estado en forma voluntaria $1.3 millones divididos en cinco pagos, cada uno de $250 mil, que se concretarán los días 20 de cada mes iniciando en marzo de 2018 y como último pago el 20 de abril de 2019.

Ford se defiende de los señalamientos en su contra. Explica que la empresa “Ingeniería R.E.C. solamente participa en licitaciones cuando el ministro es panameñista. Tiene más de $100 millones otorgados en contratos del Mivi: $36 millones adjudicados por Carlos Duboy y el resto por el actual ministro Mario Etchelecu, además, que en 2017 se hizo de otro contrato por $36 millones”. Se pregunta entonces, ¿la relación con quién es entonces?”.

Continúa diciendo que “todas las delaciones del caso Blue Apple se basan en que las coimas eran para agilizar los pagos. La dirección que hacía los pagos en el Mivi es la de Programación y Presupuesto que está por debajo del Ministro. Yo como viceministro, no tenía esa potestad. Tampoco se del proyecto. Ni como viceministro de Vivienda o ministro del Obras Públicas visité la obra”, se desahoga Ford.

“Lo que dice Di Bello es falso, si él hizo un pago, no lo se, pero no fue a mí ni por solicitud mía”, reclama Ford.

SOBRE EL PROYECTO
El 27 de julio de 2011 a las diez de la mañana el Ministerio de Vivienda emitió la orden de proceder del proyecto residencial Nueva Providencia a la empresa Ingeniería R.E.C. por un monto de $30,785,738, teniendo como precio de referencia $28,890,000. La resolución está firmada por el entonces ministro Carlos Duboy. Así mismo, el contrato de la obra está rubricado por el ministro en mención y el representante de la empresa Eduardo Di Bello. La firma se efectuó el 15 de noviembre de 2011, según consta en los registros de la licitación de la construcción que reposan en Panamá Compra.

GENERALIDADES
La construcción se justificó como una solución de vivienda destinada a las familias que vivían en inmuebles en estado crítico; casas condenadas principalmente en el sector de Colón, centro.

Se construyeron 500 viviendas de interés social, dotando de calles, sistema pluvial, agua potable,y alcantarillados.

ANTECEDENTES DEL CASO BLUE APPLE
El caso Blue Apple se inició por una llamada telefónica a través de la cual una voz masculina informó al Mayor Jorge Bryant sobre una sociedad denominada Blue Apple creada por miembros del gobierno pasado para disfrazar las supuestas coimas recibidas por la concesión de proyectos de construcción en el país para lo cual se utilizaban cuentas bancarias o de inversión a nombre de la sociedad.

El Ministerio Público abrió una investigación por la posible comisión del delito contra el orden económico o blanqueo de capitales, basado en la supuesta creación de una sociedad comercial que servía de fachada para introducir dinero ilícito al sistema financiero legal. La pesquisa esta dirigida contra funcionarios gubernamentales pertenecientes al quinquenio 2010-2014, según el informe que detalla la Unidad de Análisis Financiero.

El caso se abrió el 11 de septiembre de 2017 y se procedió a revisar las cuentas en diferentes bancos de la localidad con el fin de comprender si existían actividades ilegales entre Blue Apple y los contratistas del gobierno.

En total se detectaron $40.6 millones que ingresaron a distintas cuentas de la sociedad anónima.

No hay comentarios:

Publicar un comentario